CiberdelincuentesCuando navegamos por Internet corremos el riesgo de llegar a páginas web de dudosa legitimidad, es decir, páginas que son falsas o se intentan hacer pasar por otras. El objetivo de estas webs es hacer scam, es decir, estafarnos.

Hay investigaciones publicadas en el 2013 que concluyen que la mitad de quienes acceden a este tipo de páginas web “falsificadas” no son capaces de detectarlas.

Pueden parecer oficiales porque incluso cuentan con los mismos anuncios de Google. Y quienes las diseñan son expertos en no dejar escapar el más mínimo detalle.

¿Qué puedes hacer en estos casos?

  • lo primero que hay que realizar es la comprobación de la URL, necesitas saber si la URL es la correcta o no, tienes que comprobar que haya un pequeño candado en la parte izquierda de la web, y que la dirección de la página web comience con https://, en vez de http://; esto es bastante importante, ya que te indica dicha página web se encuentra cifrada por lo tanto, estamos ante una página con el certificado de identidad válido lo que implica que dicha página web es oficial y no un engaño.
  • Otro dato bastante importante referente al punto anterior, es el de revisar la gramática de toda la URL de la página web, el objetivo de esta revisión es el de no dejar pasar ningún error que pueda confundirnos, además de comprobar el registro del dominio.
  • Por último, verifica comentarios de otros usuarios e, incluso, confía en tu propio sentido común, si ves que hay algo extraño, o que no encaja en tu cabeza, desconfía, busca una aclaración antes de realizar cualquier transacción bancaria y aclara lo sucedido. Los ladrones en estas páginas web no oficiales buscan estafar, por eso resulta mejor ser desconfiado de primeras que engañado.

Si consideras que no estás capacitado para poder identificar una página web falsa por ti mismo, lo mejor es buscar otras alternativas como por ejemplo, http://scamanalyze.com  o http://Desenmascara.me, estas y otras página web te permiten comprobar si otras páginas son falsas o no, para ello sólo tienes que copiar y pegar el enlace de la página que quieres comprobar y listo, se trata de una herramientas bastante interesantes que ya ha detectado mucho sitios falsos en Internet.

Si ya es demasiado tarde

Pero si ya es demasiado tarde, hay algo que todavía puedes hacer: denunciar el sitio web y reclamar lo que pagaste de más. Es recomendable emitir una queja a los organismos gubernamentales oficiales para que puedan llevar a cabo la correspondiente investigación. También puedes denunciar el sitio web en Google, a través de un formulario que encontrarás en la siguiente dirección: safebrowsing.google.com (en el pie de la página en la sección  de la derecha, tienes el enlace “Report Pishing”, que te lleva a un formulario de denuncia). Y, por supuesto, reclamar el dinero estafado.

Como detectar páginas web falsas

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies